¡Sí, ahora puede ser nuestra oportunidad y solución!

¡Sí, ahora puede ser nuestra oportunidad y solución¡

«» Isidro Santana León

Muelle canario de Londres, testigo de frutísferas relaciones entre Canarias e Inglaterra

Yo, que nuca he estado por la opción del Estado Libre Asociado, y menos, o jamás, con España, ahora lo empiezo a contemplar desde otra perspectiva más lógica, viable y la posible solución a nuestro problema colonial. Como es indiscutible que España es un país corrupto, irreversible y criminal, que ya ha llegado al fascismo latente mas cruel, comparándola con la aptitud honorable del pueblo británico creo que la solución de nuestra nación canaria pasa por establecer un Estado Libre Asociado con el Reino Unido, como lo está Canadá y otros tantos países avanzados, gozando de casi total soberanía y calidad de vida.

España, sin lugar a dudas, ha sido el gran tirano feudal para que Canarias no se desarrolle ni que su pueblo obtenga un mínimo de dignidad, consciencia y cultura, sino que ha hecho todo lo posible para tenernos subyugados y en la dependencia psicológica y, en consecuencia, usada siempre nuestras Islas para rapiñarlas y como su burdel ultramarino.

Es totalmente cierto que fueron mejores nuestras relaciones con el Reino Unido que con la ponzoñosa y saqueadora España –ésta siempre nos enemistó con los países que querían relaciones con nosotros– pues fueron los británicos los que ayudaron e invirtieron –en la medida que les dejaron los gachupines– en el desarrollo de Canarias; todo, mientras que España nos ha esclavizado, aculturizado, ultrajado y saqueado… Por ello, a la historia de los ingleses en Canarias me remito: implantación de la agricultura de exportación tomate, plátano y otros, que nos compraban íntegramente sin problema (también las buenas relaciones libres que teníamos con países serios como Holanda y otros del entorno y otros de más lejos como Rusia, Japón, etc., que tanto compraban en Canarias y pagaban por atraques y reparaciones navales además de nuestras relaciones con África –comercio de maletas, que dejaba mucho dinero en Canarias– y América-latina), antes de que nos metieran, sin nuestro consentimiento, en la Europa de los Mercaderes. Nuestros puertos funcionaron gracias a los ingleses y las infraestructuras que nos dejaron: la luz, el alcantarillado, el agua corriente…, que todavía España no la tenía cuando nosotros gozábamos de ello. De los ingleses aprendimos la higiene en una forma más asidua y de los españoles la roña: los canarios nos aseamos más que los españoles desde antaño: no es ofensa sino una cuestión de cultura y costumbre.

Pero interesa ir a lo esencial. El Reino Unido es una potencia responsable con sus ciudadanos: un político dimite por conducir con una copa; los corruptos que se cogen delinquiendo van a la cárcel; el paro no llega al 4% ; sus Estados Asociados gozan de las mismas garantías que los británicos, respetan su cultura e idiosincrasia; es un país más demócrata que los que se jactan de ello en la UE y lo ha demostrado con hechos. Son sensibles y aprueban las consultas y referéndum si algún pueblo se quiere salir del Reino –caso de Escocia–, respetan la decisión de su pueblo si quiere salirse de Europa. Es un país que no necesita de Europa y Europa sí necesita de ellos. La mayoría de la juventud canaria está hoy empleada en el Reino Unido.

Por otra parte, quiero añadir que la génesis de la UE fue el Tratado de Roma, de donde desapareció la cuarta parte que habla del derecho de las colonias a la independencia. El reino Unido, ha sido el único Estado que nos ha tratado con respeto, ya que la inversión alemana en Canarias, por el contrario, ha sido para implantar negocios turísticos, llevarse el dinero fuera, destruir nuestro territorio, cogerse las cogorzas y comprar bocadillos en los supermercados. Francia jamás ha comprado nada a Canarias, no ha hecho ninguna inversión y sólo hace meternos sus productos y centros comerciales como Carrefour. Los italianos llegan por último a montar negocios en nuestra tierra y pagar impuestos fuera, llevarse todo el dinero, porque no emplean canarios y así, si seguimos enumerando situaciones coloniales, no terminamos.

No necesitamos de España ni de Europa, ésta sólo les interesa a los intermediarios importadores y especuladores amigos de los politicastros canarios, que se agarran a subvenciones que no revierten en nuestro pueblo, pero que en su momento tendremos que pagar con intereses.

Por todo ello y por mucho más, ya que nuestro pueblo cree que sin España nos morimos de hambre, llamo al independentismo canario a que se una para mirar o analizar esta nueva coyuntura que se presenta y que pudiera ser la salida del colonialismo en Canarias. Ojala Francis Drake u Horacio Nelson hubieran ocupado Gran Canaria y Tenerife, porque hoy, con total seguridad, habríamos sido un Estado independiente o asociado y una potencia mundial. Sí a un Estado Libre Asociado, pero con el Reino Unido.

27/06/16

Artículos de Isidro Santana León publicados en El Canario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*